El efecto "All in", ¿Qué puede pasar si lo apostamos todo al deporte?

Por si conoces la expresión “all-in” es un termino utilizado en el póker, que se refiere a apostarlo todo, es decir, quedarse sin fichas. En este post voy a utilizar esta expresión de forma metafórica para referirme al mundo del deporte.


Llegar a ser un profesional en el mundo del deporte no es tarea fácil: mucha competencia, exigencia, muchas horas de entrenamiento, de sacrificio, renuncias a otros planes placenteros, etc. Esta realidad hace que una persona que quiera ser deportista de alto nivel tenga que dedicar muchas horas para poder optar al sueño de serlo. Intentar ser deportista profesional va de la mano de lo anteriormente mencionado, pero esto muchas veces tiene su parte negativa, la menos mediática y que más consecuencias puede tener sobre los y las deportistas: ¿Qué pasa si esta apuesta no sale bien?, ¿Y si perdemos? ¿Qué nos queda después?



El riesgo de la única identidad


Las personas formamos nuestra identidad según nuestras experiencias, vivencias, contexto, historia de aprendizaje, etc. Con lo cual, darlo todo por el deporte significa que estamos creando una única identidad, la deportiva. Si la carta no es la ganadora, es posible que por nuestra cabeza pase ¿Qué voy a hacer ahora? ¿Cómo voy a poder vivir a partir de ahora? No me estoy refiriendo solo a los y las deportistas que quieren llegar a ser profesionales, los que ya lo son también se encuentran situaciones donde el deporte desaparece de sus vidas, por ejemplo, pueden sufrir una lesión grave que les haga abandonar el mundo del deporte, o bien, otra cosa que nos llega a todos es la retirada deportiva.


Hace unos días Gervasió Deferr hablaba precisamente de esto, de la retirada. Decía que nadie los preparaba para esto, que no tenían los recursos para hacer frente a esta situación

Si invertimos todo el tiempo y sacrificio que tenemos en una sola cosa, solo creamos una identidad, ya sea dentro del deporte o fuera de él. Al perder esto por lo que lo damos todo perdemos nuestra identidad, y nos cuestionamos ciertas cosas ¿Quiénes somos?, ¿Qué puedo o sé hacer?, etc.


¿Cómo intentar evitar el efecto “all in”?


Invirtiendo tiempo en otros ámbitos, por ejemplo, académico, social, etc. Con eso siempre tendremos algo más, es más, siempre seremos algo más, ya que nos sentiremos identificados con más cosas, es decir, tendremos más identidades.